DestacadasNotas de Opinión

Ladran

Entrevistamos a Raúl Perrone, a horas del estreno de 4TRO V3INT3 y 4LGUNOS PIBXS, en la 20 Muestra Internacional de Cine.Doc Buenos Aires, que se llevará a cabo del 27 al 31 de octubre, en 6 sedes de la ciudad de Buenos Aires: Sala Leopoldo Lugones del Teatro San Martín, Centro Cultural San Martin, Alianza Francesa de Buenos Aires, Universidad del CINE, Sala Gaumont (Espacio INCAA Km0) y Museo de Arte Contemporáneo de Buenos Aires. La película de apertura será 4TRO V3INT3 y 4LGUNOS PIBXS cerrará la muestra, dos estrenos realizados, íntegramente, en cuarentena por Raúl Perrone.

Retrospectivas nacionales e internacionales vienen poniendo en valor su vasta obra, con títulos como Labios de Churrasco, Graciadió, Cinco p’al peso, Zapada, La felicidad (Un día de campo), Peluca y Marisita. Sus realizaciones de los últimos años pueden verse por plataformas nacionales.

La sinopsis de 4TRO V3INT3 comienza así: “Una maldición meteorológica cae sobre Ituzaingó”. O, acaso, otras maldiciones ya habían caído cuando El Perro (seudónimo de Raúl Perrone) hizo de su ciudad un escenario perpetuo de historias e (in)visibles jóvenes del conurbano bonaerense. En una poética de suburbio, sus historias texturadas ladran, como instantáneas, como campos minados de pequeños gestos que, minuciosamente, investiga y remiten a retrospectivas de género o, simplemente, son una bocanada en medio de la tibieza del asfalto. No esquiva ni el espanto ni la herida, por eso, ladran y se vuelve indispensable releer La poética del espacio de Bachelard, para rastrearlo y, también, encontrar la templanza en medio de esta intemperie.

“¿No encontramos en nuestras mismas casas reductos y rincones donde nos gusta agazaparnos? Agazapar pertenece a la fenomenología del verbo habitar. Sólo habita con intensidad quien ha sabido agazaparse”.1

Raúl Perrone vive agazapado, confinado en su Ituazaingó. Sabemos que no asiste a festivales internacionales y, pocas veces, traspasa la General Paz. Sin embargo, desde los inicios del aislamiento social obligatorio, una actividad abrumadora le ha permitido estar en distintos vivos de redes sociales, desde La Factory, como nombra a su cuarto de trabajo.

“Una casa tan dinámica permite al poeta habitar el universo. O, dicho de otra manera, el universo viene a habitar su casa”.1

CF: Los dos films que se estrenan fueron realizados en cuarentena. En el caso de 4LGUNXOS PIBXS, es una edición de materiales que encontró revisando cosas, limpiando discos duros, videos filmados, entre 2006 y 2008, de jóvenes patinando, en bicicleta, caminando y del basureo de otras películas.

RP: Un año de mucho laburo, prácticamente sin salir de casa. El taller está sin clases por primera vez. En noviembre, haremos una charla virtual para celebrar los 20 años, con las personas que habían sido seleccionadas para cursar en 2020.
Cuando arrancó el aislamiento, para un tipo tan activo como yo, fue un momento de no saber bien qué hacer. Termino de cenar y me pongo a editar hasta las 4 de la mañana, todos los días, infaltablemente. A mi derecha, tengo un micro cine. Automáticamente, bajo el material y lo miro.

Lo primero que se me ocurrió, como quien hace limpieza de la casa, fue empezar a revisar discos rígidos, a ver qué tenía ahí. Y la verdad es que me encontré con un montón de material que tenía sobre pibxs, que ocupan la mayor parte de mi filmografía. Descubrí planos que habían quedado afuera, entonces, todo eso se resignificó. Algunos estaban muy buenos ¿Por qué los habré dejado en ese momento? De alguna manera, creo que aprendí a filmar sin caprichos, a editar sin caprichos. Uno quiere dejar planos, porque son lindos y, a veces, no cuentan nada, entonces, hay que sacarlos. Junté material de una peli y de otra, de un corto que se había hecho en Merlo con unxs pibxs abajo de un puente. Para completar, estaba en contacto con otrxs pibxs skeaters, más grandes, de Capital, que me dijeron: “sabes que tenemos un material que hicimos en Nueva York, en el 2017, si querés te mandamos lo que no usamos”. Me puse a mirarlo, no estaba filmado profesionalmente, ni intentaba contar una historia, sin embargo, era muy interesante. Como, para mí, editar es el guión de la película (como parir el hijo), armé algo con todo eso y quedó una película muy libre, experimental, aunque, la palabra mucho no me copa. No tiene diálogos y juega con el cine. Me llamaron del Festival Ecrã, en Brasil, y me pareció que era un buen momento para mostrarla. Les encantó, salieron críticas muy prósperas y se acompañó con una retrospectiva, también. Estoy muy contento con la peli.

“Lo de fuera y lo de dentro son, los dos, ˈíntimosˈ; están prontos a invertirse, a trocar su hostilidad.”1

CF: En cuarentena no salió casi nunca, sólo tres veces, la próxima será mañana, después de esta nota y para ir a la dentista. Se cuida mucho, por temas de salud, y no se quiere exponer. Dice que este bicho inmundo no es joda y que a la gente creativa no la ve lúcida. Que todo es amor en cuarentena. Que lo que menos quería era hacer una peli de amor. Su vida habitual transcurre en aislamiento, sale a hacer los talleres, de vez en cuando, a almorzar con Oscar, con Pantera y con otra gente con la que va compartiendo proyectos. Camina la ciudad, charla. No es de salir tanto como para, ahora, extrañar. La vida para El Perro no ha cambiado mucho, lo único que ha cambiado es que no puede salir a filmar.

RP: 4TRO V3INT3 la hice por video llamada, porque mi ansiedad ya no tenía límite. Me acordé de un pibe que había trabajado en Corsario y, hablando por Instagram, “en qué andás”, me cuenta que se junta con un par de amigos a la noche y le digo; “¿no te animás a estar ahí con una cámara y hacemos una peli?”. Me presenta al amigo, que, también, me pareció buena onda y simpático y la cosa fue esa. Conocerlos un poco, decirles cómo era la propuesta. Siguiendo mi método de filmar los días viernes, al otro viernes hicimos una video llamada, como a la una de la mañana, horario en que se juntaban. Me mostraban el lugar con una camarita digital sencilla, no un celular, por eso, la peli tiene esa textura casera, de alguna manera sumamente poética. De noche y sin luces, probamos el encuadre. Al otro día, cuando se levantaban, como a las tres de la tarde, me mandaban la tarjeta de la cámara por un remise, bajaba el material y, después, mi hija les llevaba la tarjeta de vuelta. Así se hizo toda la peli, con algunas caminatas por la calle, que, a veces, hacían.

Les explicaba cómo filmarse, para que lo hagan entre ellos, porque, una cosa es filmarse con un celular y, otra, tratar de encuadrarse para una película y que tenga una coherencia en cuanto a temas. Les daba una premisa y a cada hora nos llamábamos para seguir con otra consigna. Se hizo en abril, en este Ituzaingó barrio, porque viven acá cerca. Por momentos, parecía que era yo el que hacía cámara, porque las indicaciones que les daba eran, prácticamente, un 50% de encuadres míos. Les explicaba cómo tenían que usar la cámara y a qué distancia tenían que ponerla.
Me cuesta mucho filmar, no la paso bien, pero, no hay manera de delegar. Acá me vi obligado a delegar, porque no voy a exponer mi salud.

CF: Raúl Perrone coordina el Taller Municipal de Cine de Ituzaingó (gratuito), que celebra 20 años de investigación. Un semillero de haSER CINE, que tiene su propio decálogo: filmar con una sola cámara;  cagarse en el formato: si lo que tenés para decir no se sostiene en VHS, tampoco se va a sostener en Beta, en Super 8, en 16, 35mm; utilizar muchos exteriores para no discutir con el director de fotografía (y, además, para ahorrar luz); utilizar sonido directo y, si es muy bueno, ensuciarlo; tirar una sola toma, en caso extremo dos; trabajar con actores y actrices creíbles, con músicos de rock y, siempre, con cuatro o cinco vecinos; el equipo técnico no debe superar las diez personas; el rodaje durará como máximo, ocho días; grabar música en porta estudio, si pasa algún carro o ladra un perro mejor; terminar la película, pase lo que pase.

Decálogo de Raúl Perrone.

RP:  El decálogo tiene, cada vez, más vigencia. Hace poco, me entrevistaron de México unxs pibxs y me decían que, para ellxs, es un decálogo de guerrilla. Y, otrxs pibxs, me han dedicado películas. Es un decálogo muy leído en Latinoamérica, desde hace más de 20 años.
Me gusta mucho filmar un solo día a la semana, para tener la oportunidad de editar enseguida. Llego a casa y bajo el material. Para mí, filmar es captar las imágenes que voy a editar, sino, no iría.

CF: ¿Cuántas personas calculás que han pasado por el Taller y desde qué latitudes han llegado?

RP: Lo hablamos con un grupo, cuando terminó el año pasado, y calculamos cerca de 4500. Ha venido gente de Chile, Perú, México, Ecuador, Montevideo… De Rosario y La Plata, venían en el día y se volvían. Y, llamativamente, llegan estudiantes de la FUC (Universidad del Cine) y hacen el taller paralelamente.

CF: Sos nombrado como el padre no reconocido del cine independiente, el último independiente, un solitario, creador marginal, el poeta de la obstinación.

RP: Me han dicho, también, el director de culto, el director maldito, el patriarca del cine independiente. Ellos necesitan agarrarse de algo. Iría más a la frase de Roberto Arlt, es prepotencia de laburo. Hasta no hace mucho, usaba la expresión cine anti autor. Ahora, soy  anti cine: anti sistema, anti industria, anti idiotas. Necesitan catalogarte.

CF: El Doc Buenos Aires se ha afianzando como una plataforma de lanzamiento en América Latina, una atractiva ventana de difusión para quienes realizan y producen de manera independiente ¿Cómo venís conviviendo con la expansión de tus películas hacia otros territorios?

RP: Me molesta, profundamente, que las películas se den en una computadora, pero, después de P3ND3JO5, este año, fue explosivo. Arrancó por mayo, cuando se dio 4TRO V3INT3 en el Festival de Brasil. Después, me proponen el estreno de Corsario en la plataforma CINEAR. Una manera de que la película no se duerma ahí y la posibilidad de que la gente la vea, ojalá en un televisor grande pensé y no en un celular. Al poco tiempo, me piden un ciclo de cuatro películas para Foco, de CINEAR, donde presento una inédita, Cosimi, ambientada en el 1800, basada en un cuento de Balzac que recomiendo.

CF: Desde P3ND3J05, aparecen los números en los títulos, tal vez, como indicios de tu otro oficio, el de dibujante, y se instala una cultura del lenguaje callejero, divergente e inclusivo.

RP: Lo de los números viene de los rusos. Cuando empecé a ver las películas de Eisenstein2, me sorprendía que, siempre, veía el número 3. Después, empecé a trabajar con DJ para la música de P3ND3JO5. Ellos me escribían algunos números y comencé a incorporarlos. Ahora, escribo de esa manera y, mucha gente, lo hace también. He jugado con los títulos desde siempre, con Graciadió, los críticos ortodoxos preguntaban qué era y graciadió es lo que dice la gente popular, no dice gracias a Dios. Y Fávula la puse con V.

CF: En Las pibas (2012), las protagonistas son dos adolescentes también y atraviesan la historia con cuerpos emancipados. Dos pibas que quieren estar juntas en medio de un mundo alienado. Sumamente cruda, poética e íntima. Aparece la elección sexual, una película muy temprana a la irrupción de la Marea Verde en 2015.

RP: La temática apareció porque estaba aburrido y quería filmar. Conocí a Fiorella y su amiga. No quería hacer una película sobre chicas, yo quería filmar. Había un lugar que ya habíamos visto, que tenía un espejo roto e hicimos una secuencia ahí. Esa primera escena quedó en la película y la inicia. Una hermosa experiencia. Y en el BAFICI explotó la película. Se dice que, desde P3ND3JO5 para acá, se vio un cambio y, sin embargo, es desde Las pibas. La película no muestra ni un beso, soy muy austero en eso, y la historia es de amor.

CF: Quienes hemos transitado las clases del Perro, fuimos incitadxs a enamorarnos de los espacios, nos entrenó a mirar las paredes rotas, enmohecidas y agrietadas como texturas para contar.

“Hacia el tejado todos los pensamientos son claros. En el Desván, se ve al desnudo, con placer, la fuerte osamenta de las vigas. (…) El sótano (…) es ante todo el ser oscuro de la casa, el ser que participa de los poderes subterráneos.”1

RP: Tengo ganas de salir, caminar, ir a los mismos bares que, siempre, son distintos. En la casa de Galván, que era muy chiquita, hice cuatro películas y no te das cuenta que es la misma casa. Me acuerdo que, en una de las últimas, Al final la vida sigue igual, una de las paredes está muy rajada, hago un primer plano siguiendo esa rajadura y le digo a la actriz: “esa es una caricia de tu padre”. Una pared rajada es una pared con arrugas, en eso veo belleza.
Una vez, un tipo me dijo: “a vos te gusta la decadencia”, claro que me gusta la decadencia, siempre y cuando vea poesía.

CF: Otra experiencia que se atesora de las clases es la contemplación sobre la ritualidad de los cuerpos en las casas donde se filma.

RP: Lo que les transmito a las personas con las que filmo es que, en lo posible, traten de ser ellos. Bresson3 decía que trabajaba con modelos, porque odiaba a los actores, cosa que, a mí, no me pasa. Hay actores para ciertas películas y otros que no. Intento que sean ellos y que, si unas palabras no le salen y encuentran otras, dejarlos ser. Hay que saber improvisar, sintetizar, contarlo en cinco minutos siguiendo reglas. Si se entiende eso, se consigue algo que asume, en el otro, empatía.
Creo que todo está cambiando, cada quien tiene que encontrar su manera de poder contarlo. Si alguien necesita un guión porque es inseguro, que use un guión.
Ahora, en cuarentena, miro muchos documentales de cine: Fellini4 no usaba guión, filmaba con esa majestuosidad. Sin embargo, el tipo llevaba un papelito en el bolsillo, lo abría y decía: “ah, es lo de la nave”. Nadie sabía lo que iban a hacer, citaba a la gente y, luego, trabajaba de esa manera. Y Tarkovsky5, que, a pesar de ser muy cerrado, le daba espacio al azar.
Al azar no hay que desecharlo. Estoy filmando en la calle y, de repente, veo algo que me interesa, me voy a filmar eso o hago que los actores intervengan en eso. No sé si lo voy a usar, pero, después, me voy a arrepentir si no lo filmé. Cada quien tiene que tratar de usar lo que le sirve, como se sienta más cómodo.
Yo no podría filmar de otra manera. Hay una palabra que uso muy seguido y es magia. El jueves a la noche, casi siempre, estoy enojado porque no sé lo que voy a hacer. Voy al set al otro día, llevo un papelito que me olvido de mirar y empieza la magia. Una vez, dije: “que lindo sería que lloviera”,  a las tres horas una tormenta terrible. Ojo, porque, a veces, los deseos se cumplen.

CF: El blanco y negro se instala en muchas películas, interpelando géneros o aventurando dispositivos escénicos, podemos seguir los rastros del cine negro, de la nouvelle vague y de la sátira. ITUZAINGÓ V3RIT4 es muy sarcástica, una especie de Dolce vita en Ituzaingó y un homenaje a la vuelta del Negro Prone (Gustavo Prone, el protagonista de Labios de churrasco). Están muy presentes las series y el celular. ITUZAINGÓ V3RIT4 es, también, una comedia sobre el anti-cine que profesa.
Generalmente, cuando habla del pasado habla en color. El blanco y negro es el futuro. Corsario es en blanco y negro y, por momentos, irrumpen flores en color, que explotan la pantalla.

RP: Para cualquier persona desprevenida, el blanco y negro es una película vieja. Las películas no se hacen en blanco y negro o en color por el solo hecho de cancherear, tienen que tener un sentido. Hay películas que las imagino en blanco y negro y, tampoco, tienen un por qué.

CF: Perrone se deja llevar por ese impulso creativo, como en Tarde de primavera (2007), que se dio en el BAFICI, una historia de amor entre una japonesa y un pibe.

RP: La película es sin diálogo, porque no hablan el idioma de uno y de otra. La historia es a partir de un choque de bicicletas, donde se entienden a través de la mirada y, el único diálogo en japonés, es entre ella y su padre.

CF: El Perro ladra y sus espacios y personajes, también, ladran. Es un aullido, a veces, una presencia conurbana. Un ejercicio poético en la intimidad del encuentro, desde el espacio propio a los territorios, con sus objetos y sonidos, en donde se permite travestir las lógicas de producción y liberarse de repetir fórmulas.

RP: Lo que hago lo resumo bastante anti intelectual, voy cambiando porque, básicamente, me aburro. Veo tanta chatura, tanta cosa parecida a lo mismo, que voy buscando texturas y a la gente le sigue interesando. Que, hoy, un Festival Internacional, como el DOC Buenos Aires, pase una película que fue hecha como fue hecha y que sea la película de apertura, es seguir jugando al cine. También, hice Corsario con una cámara estenopeica. Y tiene un grano que hace que parezca una película de los años ´30. Me gusta este tipo de riesgo a esta altura del partido. Si no corro riesgos no me interesa el cine, no me interesa repetirme. Ahora, tengo un resurgimiento con lxs pibxs. Tal es así, que es muy posible que, el año que viene, haya una retrospectiva itinerante que comenzaría afuera, que se va a llamar Los jóvenes de Perrone. Son como 17 películas, desde los ´90. Cómo fueron cambiando lxs pibxs a través del tiempo. Yo voy cambiando también, pero, sigo siendo el mismo. Me gusta seguir investigando al cine.

CF: Cada vez que puede, El Perro habla de Martín, su perro, con una ternura única, que le muda la mueca. Mientras, estas líneas se escriben desde el conurbano, también, confinado: ladran perros, ladran personas, ladran pantallas, ladran empedrados, cielos y bosques.

20 MUESTRA INTERNACIONAL DE CINE.Doc Buenos Aires

27 al 31 de octubre. Entradas gratuitas en https://docbsas.com.ar/

4TR0 V3INT3: martes 27 a las 19hs.

4LGUNXS PIBXS: sábado 31 a las 20hs.

Trailer oficial: https://www.facebook.com/100010629190507/videos/1283821775315450

Las películas de Raúl Perrone podés verlas en:

CINEAR: P3nd3j0s, Ituzaingó Verit4, Ragazzi y Cosimi.
OCTUBRE TV: Cínicos y Hierba.
QUBIT.TV: Luján, A final la vida sigue igual, Los actos cotidianos, P3nd3jo5, Las pibas y Ituzaingó V3rit4.
YOUTUBE (Changuita films): Expiación.
VIMEO: Graciadió.


 1 Gastón Bachelard, La poética del espacio.
2Serguéi Eisenstein fue un director de cine y teatro soviético de origen judío. Su innovadora técnica de montaje sirvió de inspiración para el cine posterior. 
3Robert Bresson: cineasta francés, autor de una serie de películas en las que desarrolló un discurso en busca de un absoluto ascetismo, de un despojamiento que aspira a captar aquello que escapa a la mirada ordinaria.
4Federico Fellini: director de cine y guionista italiano; considerado el cineasta de la posguerra más importante de su país a nivel mundial.
5Andréi Tarkovsky: director de cine, actor, poeta y escritor ruso, en tiempos de la Unión Soviética. Es considerado uno de los más importantes e influyentes autores del cine ruso y uno de los más grandes de la historia del cine.

 

Comentarios de Facebook

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también

Cerrar
Cerrar
Ir a la barra de herramientas