Cultura y espectáculosDestacadas

Las vidas negras importan

El infiltrado del Ku Klux Klan, Spike Lee (HBO)

El infiltrado del Ku Klux Klan, película del año 2018, producida y dirigida por Spike Lee -que ganó el Oscar al mejor guión adaptado-, narra la historia real del detective negro Ron Stallworth. Quien, con la ayuda de sus compañeros de inteligencia, lograron crear un plan para infiltrarse en la organización.

El 11 y 12 de agosto de 2017, pocos meses después de asumir Donald Trump su mandato como presidente de Estados Unidos, un grupo de supremacistas blancos, neo nazis y anti derechos, muchos de los cuales se identifican con el Ku Klux Klan, salieron a manifestarse en contra de los inmigrantes, en el estado de Virginia, bajo la premisa: White Lives Matters, es decir, las vidas blancas importan. Alterando el nombre del movimiento internacional afroestadounidense Black Lives Matter, que significa las vidas negras importan.

En la segunda manifestación, un automovilista atropelló, intencionalmente, a un grupo de jóvenes que hacían una contramarcha a favor de los derechos raciales y las minorías. El resultado fue una chica de 32 años muerta y decenas de heridos. Al mes de producirse este suceco, Spike Lee, uno de los mejores directores de cine contemporáneo, cuyas películas, casi siempre, se han centrado en la segregación racial, revelaba que había comenzado a trabajar en la realización de la película El infiltrado del KKKlan. Que, finalmente, vio la luz a mediados de 2018. La misma está protagonizada por John David Washington, hijo de Denzel y Adam Driver.

La película está basada en el libro Black Klasman: Race, hate and the undercover investigation (Black Klasman: raza, odio y la investigación encubierta) de 2014, escrito por Ron Stallworth, el primer detective negro de Colorado Springs, Colorado. Quien, además, logró infiltrarse en las filas del Klan, casi de manera casual. La investigación realizada, tanto por él como por su compañero Fillip Zimmerman, fue crucial para revelar la actividad del Klan en el año 1979.

El infiltrado del KKKlan es una película que, por momentos, oscila entre la comedia, el drama y el thriller. Gira en torno a aquella investigación de Stallworth, pero. también, realiza un repaso histórico del racismo y la discriminación en Estados Unidos.

Pasando desde la explicación de la creación del Klan, al tiempo de terminarse la Guerra Civil o Guerra de sucesión, como se la conoció también, en la cual Abraham Lincoln, lideró la ofensiva de los Estados Unidos, enfrentados a los Confederados del sur, quienes estaban en contra de la abolición de la esclavitud. Como, a su vez, tomando la figura del presidente Woodrow Wilson, una persona que siendo un ferviente segregacionista fue Premio Nobel de la Paz y el propagador de la mal llamada gripe española, entre otros sucesos destacados de su presidencia.

A lo largo de la realización podremos ver, casi con sorpresa, como estas banderas de odio y discriminación se mantienen flagrantes, más o menos escondidas bajo organizaciones invisibles y esperan a encontrar una persona que los represente, para poder salir a la luz. Sin dudas, El infiltrado del KKKlan debe tomarse como un punto de inflexión y estudio sobre cómo la cultura cinematográfica sirve para denunciar lo que, muchas minorías, vienen haciendo hace más de una centena de años en todo el mundo.

Pueden ver el film en HBO o en diferentes sitios de internet. Pero, sin dudas, es imperdible, teniendo en cuenta el carisma de John David Washington y Adam Driver para interpretar sus papeles. Como, también, los sentimientos que se despertarán al ver un film de tal magnitud.


Alex Arellano es periodista.

Comentarios de Facebook

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar
Ir a la barra de herramientas