DestacadasPolítica Cultural

Europa reivindica los derechos de autor

Recientemente, se conoció que las compañías Facebook y Google, con sus respectivas unidades de negocios, tendrán que pagar un canon, por las visualizaciones de contenido de artistas y periodistas en sus motores de búsqueda. Si bien Youtube, plataforma de videos de Google, ya paga de por sí un euro cada mil reproducciones o, quizás, un poco más, depende de la totalidad de ellas. La noticia real es que Facebook e Instagram, con sus diferentes buscadores, tendrán que homologar esta acción a las figuras públicas; al igual que, también, lo deberá hacer Google como buscador.

El argumento por el cual Europa decidió llegar a esta resolución, son los infinitos márgenes de ganancias que tienen estas plataformas por la publicidad que venden, tanto al proyectarse un video, como al abrir una página sobre alguna persona de relevancia en particular. Si bien los países europeos tienen dos años para proyectar un plan para que esta resolución se lleve a cabo, Google ya puso el grito en el cielo e informó que, de ninguna manera, iba a pagar por subir material de diversos autores y hasta llegaron a amenazar con -de llevarse esto a cabo- dejar de subir las noticias sobre los diversos personajes.

Dentro de estas pujas con las compañías de streaming, podemos encontrar -retomando unos años atrás- la disputa entre The Beatles y Itunes. La plataforma de música de Apple, que cobra un dólar por cada canción descargada. El argumento para que la música de la banda no sonara era que los márgenes de ganancia que les dejaba eran completamente absurdos, comparados con las ganancias de la empresa. Pero, finalmente, pudieron ponerse de acuerdo y los usuarios de Apple, hace años ya, que pueden descargar las canciones de “Los Cuatro de Liverpool”.

Otra disputa en el ámbito musical se dio con Spotify. Ya que varios artistas, como Prince, Adele, Taylor Swift y los mismos Beatles, habían entrado en este mismo conflicto con la nueva aplicación. Que tiene dos opciones, la suscripción gratuita con publicidad o pagar una membrecía mensual y tener beneficios “premium”, como poder elegir cualquier canción y, a su vez, no ser interrumpido por los anuncios de diversas empresas.  

De aquí en más, resta ver cómo legislarán estos países que conforman la Unión Europea, para llevar a cabo la medida que determinará el monto y la metodología, para que los autores, artistas y periodistas, puedan cobrar por sus obras y artículos utilizados en la web. Restan dos años para poder saber de qué modo continuará la puja entre las grandes empresas dueñas de páginas de internet mencionadas y esta nueva reivindicación del Parlamento Europeo referente a los derechos de autor.

 

Facebook Comments

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mira también

Cerrar
Cerrar
Ir a la barra de herramientas